CARNE DE CAÑÓN
ebook

CARNE DE CAÑÓN

Código de artículo:
E1000852224
Editorial:
PUNTO ROJO LIBROS S.L.
Fecha edición:
Materia
Libros para Todos
ISBN:
9788419090942
Formato:
PDF
Idioma:
Español
Tipo de libro:
Ebook
DRM
Si

Es bien sabido que el comercio crea una complementación económica de la que nace la conveniencia mutua de los países en conservar el Status Quo preservando la Paz. Las guerras suceden con frecuencia como consecuencia de la ruptura del equilibrio entre población, tecnología y recursos. Cuando la población no tiene el mismo bienestar aplicando la misma técnica a los mismos recursos, se rompe el equilibrio y peligra la paz interior y se busca aumentar los recursos obteniéndolos en otro territorio que tal vez esté ocupado por una gente que no lo puede defender. El ejemplo de este caso es el de la ocupación de África y América por los países europeos.El equilibrio entre población, tecnología y recursos también puede romperlo un crecimiento de la población, de tal modo que los mismos recursos explotados con la misma técnica ya no bastan para mantener su bienestar. Eso despierta la codicia por más recursos despojando a otro. Esto sucedió mucho en la antigüedad y en toda la época en que el principal recurso era la tierra y la productividad de las técnicas de explotación aplicadas eran casi idénticas. En esa época la agricultura era la base de la economía y el bienestar era elevado y estable en las sociedades de base económica agrícola, que era superior al de las sociedades pastoriles que se desplazan siguiendo sus rebaños de unos pastizales a otros más verdes. Como la agricultura es más efectiva en la producción de forraje y cereales que las lluvias estacionales. Las penurias que causaba la sequía en las sociedades pastoriles era mucho mayor que en las sociedades agrícolas sedentarias que hacían acopio en graneros, para tener sustento cuando hubiese sequía. Ese distanciamiento en la productividad y estabilidad de fuentes de alimentos es probable que haya provocado las primeras guerras. Los miembros de las tribus nómadas curtidas a la intemperie eran buenos jinetes y muy buenos guerreros y su mejor aptitud para la agresión los impulsaba a hacer lo que hacen siempre hacen los animales rapaces, usurpar el territorio de caza de los más débiles como botín de su acoso y muestra de sometimiento. Esto es un resumen de la relación causa y efecto de las guerras más antiguas.Con este trabajo creo haber colmado parcialmente un vacío histórico. El mundo entero conoce bien la historia de las guerras europeas; lo cual es natural porque definieron los destinos de los países protagonistas de la cultura europea. Latinoamérica es un territorio de cultura europea que se independizó para formar una constelación de unidades políticas antes de haber formado una comunidad económica, por culpa de los monopolios del régimen administrativo español que duró hasta hace apenas un par de siglos. Su independencia de Iberoamérica fue más obra de la codicia de Inglaterra que de los mismos habitantes. Inglaterra incitaba, financiaba, armaba y equipaba con intervención militar directa en algunos casos a la rebelión independentista. Esto último es referido sólo a Hispanoamérica; porque Portugal siempre fue cliente de Inglaterra.Inglaterra siempre tuvo sus ojos puestos en el Potosí. Por ello, las primeras actividades bélicas entre los latinoamericanos independientes fueron por el Estuario del Rio de la Plata donde desembocaba la ruta que llevaba al Potosí.Luego incitó a los gobernantes chilenos cuyos gobiernos controlaba con préstamos, a impedir que Bolivia, bajo cuya soberanía quedó finalmente el Potosí. Bolivia es un país inventado al que Simón Bolívar que lo separó de los otros territorios que conformaban el Virreinato del Rio de la Plata. Bolívar para conveniencia de Inglaterra dejó un país rico pero débil y sin apoyo, aislado con cinco fronteras en el mero corazón de América del Sur. Por eso, es el país de Iberoamérica que más guerras ha debido combatir y de más territorio despojado. Después vendrá el descubrimiento de la utilidad del guano para la industria de armamento inglesa. Eso provocará dos guerras en el Pacífico en que intervinieron por el lado chileno experimentados marinos ingleses de la talla de Lord Cochraine.Luego vendrán las luchas entre países andinos por el acceso al río Amazonas, que es la principal arteria fluvial que cruza la inmensa América del Sur América tropical hacia el Atlántico. La guerra del Chaco (Bolivia vs Paraguay) es la última guerra larga y grande; guerra que sacrificó mucha Carne de Cañón a los divergentes intereses petroleros de la Standard Oil y de la Shell.

Artículos relacionados

Otros libros del autor